La mayoría de los bebés se colocan en posición cabeza abajo en el vientre antes de que comience el trabajo de parto. Sin embargo, si las nalgas o los pies del bebé están en posición para salir primero, el bebé se presenta de nalgas. Hay tres tipos de presentación de nalgas:

  • Franca: las nalgas del bebé están abajo y las piernas se extienden derechas adelante del cuerpo con los pies hacia arriba cerca de la cabeza
  • Completa: las nalgas del bebé están abajo con las piernas flexionadas a la altura de las rodillas y los pies cerca de las nalgas
  • Incompleta: uno o ambos pies del bebé están abajo.

Como puede haber más complicaciones en un parto de nalgas, casi todos los bebés que vienen de nalgas nacen por cesárea. Si su bebé está en posición de nalgas hacia el final del embarazo, usted y su médico pueden intentar cambiar la posición del bebé (versión externa) u optar por la operación cesárea.

Presentación de nalgas completa
si55550989_96472_1
Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

No se comprenden totalmente los motivos por los que el bebé termina en una posición de nalgas. Sin embargo, la presentación de nalgas es muy frecuente cuando:

  • Una mujer tuvo más de un embarazo
  • Hay dos bebés o más en el útero
  • El útero tiene líquido amniótico en exceso o insuficiente (el líquido que rodea al bebé en el útero)
  • El útero tiene una forma anormal o tiene una masa anormal, por ejemplo, fibromas.
  • La placenta cubre parcial o totalmente la abertura del útero (conocida como placenta previa)
  • El bebé es prematuro
  • El bebé tiene una afección, como hidrocefalia (aumento de líquido alrededor del cerebro), por lo que le resulta difícil darse vuelta en el útero.
  • Una mujer embarazada con una lesión en la médula espinal