La hormona del crecimiento (GH) controla el crecimiento del tejido blando y de los huesos. Un nivel de GH elevado genera un crecimiento excesivo de los huesos y los tejidos blandos. En las personas adultas, esto puede causar un trastorno atípico llamado acromegalia. Puede causar complicaciones graves y una muerte temprana si no se trata.

En los niños pequeños, la fusión ósea y el crecimiento continúan. El exceso de GH puede causar una afección similar llamada gigantismo.

La glándula pituitaria es una glándula pequeña ubicada en la base del cerebro. Produce muchas hormonas, incluso la GH.

En la mayoría de los casos, el aumento de GH se debe a un tumor benigno en esta glándula. En pocos casos, los tumores malignos en otros órganos (páncreas, órganos suprarrenales, pulmón) pueden ser la causa del exceso de GH.

Glándula Pituitaria
Imagen informativa de Nucleus
Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.