La diabetes tipo 1 se produce·cuando el cuerpo no produce suficiente insulina. La insulina es una hormona que ayuda al cuerpo a convertir los alimentos en energía. Sin insulina, la glucosa (azúcar) de los alimentos que ingiere no puede ingresar en las células. De este modo, se acumula en la sangre. El tejido corporal comienza a necesitar energía.

Por lo general, la diabetes tipo 1 se manifiesta·en niños y adultos jóvenes. A largo plazo, si esta afección no se trata de forma adecuada, los niveles altos de azúcar en sangre pueden dañar los vasos sanguíneos, el corazón, los riñones, los ojos, los nervios y otros tejidos.

La mayoría de los casos de diabetes tipo 1 son provocados por el sistema inmunitario del cuerpo que ataca y destruye las células que crean la insulina. Estas células están en el páncreas. La teoría actual propuso que algunas personas tienen genes que las predisponen a manifestar diabetes tipo 1. Para estas personas, ciertas características del ambiente pueden desencadenar un ataque del sistema inmunitario en el páncreas. Los desencadenantes todavía no se identificaron, pero es posible que sean ciertos virus, alimentos, químicos o medicamentos.

Algunos estudios sugieren que la infección por enterovirus, que es común·y con frecuencia genera diarrea y fiebre con o sin erupciones, puede contribuir con la aparición de diabetes en algunos niños. Los niños que nacieron con un peso relativamente alto están más predispuestos a desarrollar diabetes en comparación con aquellos que han nacido con un·peso más bajo.

El páncreas
Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.