La gota se presenta cuando se acumulan cristales de ácido úrico en las articulaciones. Este aumento hace que las articulaciones se inflamen. Si los cristales se acumulan en los riñones, se pueden producir cálculos renales.

Es común que la gota se presente si tiene niveles altos de ácido úrico en la sangre (llamado hiperuricemia). Pero también puede ser posible que tenga niveles de ácido úrico normales y aun así tener gota.

El hígado metaboliza el ácido úrico y los riñones lo eliminan a través de la orina. Los niveles de ácido úrico se acumulan cuando:

  • Se produce demasiado ácido úrico
  • No se elimina la cantidad suficiente de ácido úrico

Si tiene gota e hiperuricemia, el cuerpo no elimina el suficiente ácido úrico.